A partir de 1890, el movimiento obrero organizado ha desempeñado un papel decisivo en la transformación de la Argentina, de una sociedad agrícola tradicional a una sociedad moderna tanto en lo político e ideológico como en lo económico. En ese marco y fruto de la especialización consecuente al avance tecnoló¬gico, nace el 22 de Agosto de 1944 el SINDICATO DE LUZ Y FUERZA DE PERGAMINO. Desde sus orígenes eleva sus miras fijando como objetivo superior la promoción integral del hombre, iniciando una lucha sin claudicaciones para brindar a los afiliados y sus familias el bienestar, la seguridad, y la solidaridad necesaria para el desarrollo armónico de todas sus potencialidades y la satisfacción de sus aspiraciones.

En nuestro momento histórico, cuando el hombre en su incansable lucha por el bienestar, manifiesta sus deseos de superación; cuando sus reivindicaciones trascienden el mero sustento físico, nace naturalmente el sindicalismo moderno con la finalidad esencial de promover la superación moral y material. El sindicalismo múltiple ha significado la respuesta de Luz y Fuerza a esta inquietud, encontrando sus fundamentos más sólidos en la concepción solidaria del esfuerzo; volcado hacia el afiliado, su fami¬lia y la comunidad. Inscribe su accionar en el conjunto del movimiento obrero organizado tras el permanente reclamo de las trans¬formaciones necesarias en la estructura económico social que den como fruto una distribución más equitativa de las riquezas en un marco de democracia y libertad sin restricciones.

Esta Organización proclama su adhesión al espíritu y la letra del Artículo 14 Bis de nuestra Constitución Nacional, promoviendo su aplicación integral, conscientes de su decisiva influencia para lograr la sociedad más justa, que impulsará a la Nación hacia su destino de grandeza mediante el trabajo fecundo que en un clima de paz y respeto son capaces de generar los trabajadores cuando son conscientes que su esfuerzo es reconocido y valorado en su verdadera dimensión. Asimismo, la Organización asegura la salvaguarda de la individualidad de sus afiliados, en lo social, político o religioso y rechaza toda intromisión extraña que pueda provocar factores de perturbación de su integridad. Respecto a la política energética, esta Organización Gremial ha fijado con total coherencia su indeclinable posición en defensa de la gran empresa nacional dependiente del Estado por considerar que las fuentes de energía son patrimonio nacional y su producto una herramienta para el desarrollo y el bienestar de la Nación y no una mercancía sujeta a las leyes de la oferta y la demanda cuando no a la más cruda e insensible especulación.

DENOMINACION, CONSTITUCIÓN, ZONA DE ACTUACIÓN y DOMICILIO

Denomínese SINDICATO DE LUZ Y FUERZA DE PERGAMINO, a la Asociación Profesional de trabajadores, con personería Gremial Nº 455, con domicilio en calle 9 de julio Nº 1275 de la referida ciudad.